Pensamientos en voz alta


Porque todavía puedo opinar libremente
Leer este blog es gratis excepto si eres de la SGAE que tendrás que pagarme un canon por mis derechos de autor/propiedad intelectual, así yo también podré vivir de esto, como vuestros artistas, y no tendré que buscar trabajo.

O meu perfil
 CATEGORÍAS
 BUSCADOR
 BUSCAR BLOGS GALEGOS
 ARQUIVO
 ANTERIORES

NO SABES QUÉ ES LA CRISIS
Seguro que, como todo el mundo, tú también has hablado de la crisis en alguna ocasión. Seguro que has dicho que está todo fatal, que el paro está muy alto, el consumo bajo, que los recortes siempre afectan a los más débiles, etc etc. Seguro que, incluso, le has dicho a algún amigo en paro que lo sientes mucho, que si necesita algo y todas esas cosas. Pero déjame decirte algo: si no estás sufriendo la crisis en propias carnes ¡no tienes ni idea de lo que estás hablando! Porque, verás, sufrir la crisis no es que te quiten una paga extra, que te suban el IVA, que te rebajen el sueldo, ni siquiera que te echen del trabajo. Si te ha pasado algo de esto (a mí me ha pasado todo, menos lo de la paga extra) puedes decir que la crisis te ha tocado a ti también, pero sufrirla? eso viene después, y es lo peor y en lo que nadie piensa. Los que realmente estamos SUFRIENDO la crisis nos sentimos solos, incomprendidos.

Sufrir la crisis es llegar a tu casa y decirle a tu pareja ?me han echado? y ver cómo se derrumba en una silla y mirándote entre lágrimas te pregunta ?y ahora, ¿qué vamos a hacer?? y sentarte a su lado sin una respuesta.

Sufrir la crisis es tener que meter en cajas todas tus ilusiones y un futuro que creías estable. Es llorar en mitad de un salón vacío, de un piso vacío que ya no puedes pagar, mientras ves cómo el camión de la mudanza se lo lleva todo. Es mirar por última vez tu hogar antes de cerrar definitivamente la puerta sabiendo que no vas a volver.

Sufrir la crisis es sacarle fotos a tu coche, o a tu moto, o a tu colección de aeromodelismo, o a cualquier otra preciada posesión que tanto ahorro y esfuerzo te costó conseguir, para poner anuncios de ?se vende?. Es llorar cuando un desconocido te dice que lo compra, y es aguantar el llanto cuando le entregas tus tesoros. No hay consuelo, no quieres escuchar ?no te preocupes, ya verás como dentro de nada te compras otra moto nueva?. No quieres otra nueva, lo que quieres es no tener que vender la que ya tienes. Pero nadie lo entiende.

Sufrir la crisis es bajar al supermercado ?cada vez con menos frecuencia y dinero- y darte cuenta de que cuando ibas a coger el pan de molde de siempre has tenido que rectificar para coger el de marca blanca; y así con los únicos productos que todavía te puedes permitir, porque los pequeños placeres, aunque baratos, ya no están a tu alcance, ni siquiera de marca blanca.

Sufrir la crisis es dejar de oír el sonido del teléfono porque tus ?amigos? han dejado de llamarte. No tienes dinero para la cerveza del sábado, ni para la gasolina de la moto, ni para otros momentos de ocio. Así que después de decirte que tu situación es una putada no vuelven a contar contigo porque no entienden que no tengas ni para un refresco alguna vez. La soledad empieza a ser tu compañera de viaje. También la incomprensión.

Sufrir la crisis es llevar a tu marido al aeropuerto porque se va a trabajar al extranjero y tendréis que vivir separados durante mucho tiempo, es despedirte de él llorando sin consuelo, es ver cómo vuestros hijos le abrazan queriendo alargar el momento. Es volver a casa conduciendo con los ojos llenos de lágrimas sin poder apenas respirar por la angustia que te aprieta el pecho, es tener que calmar los llantos de tus hijos que quieren que su padre esté en casa con ellos. Al día siguiente te levantas con esa misma angustia y sigues llorando preguntándote cómo es posible que aún te queden lágrimas, pero salen aun cuando intentas pararlas porque te das cuenta de que tienes que hacer tú sola todas esas pequeñas cosas cotidianas que compartíais entre risas. Sólo puedes pensar en que él no está y en que odias a los políticos, a la puta crisis de los cojones y a todos los que no tienen ni puñetera idea de qué narices va esto de la crisis mientras se quejan ?oh, pobrecitos- de que les van a quitar una jodida paga extra. ¿Va a dar su vida un giro tan radical como la tuya? ¿Acaso van a tener que sufrir esta crisis en su día a día como tú la estás sufriendo? Por supuesto, hacía tiempo que el teléfono ya no sonaba y ni siquiera le han llamado para despedirse y desearle buena suerte. Seguramente piensan que emigrar es salir a hacer turismo a la par que trabajas y que, por lo tanto, el apoyo no es necesario.

Podría seguir poniéndote ejemplos, pero no puedo expresar en un artículo tan breve la cantidad de momentos cotidianos que han cambiado en las personas que realmente están sufriendo esta maldita situación y el efecto psicológico que tiene en cada una de ellas. Pero, como te decía al principio, si a pesar de haberte quedado sin trabajo, a pesar de que te han rebajado el sueldo, o a pesar de cualquier otra cosa no has vivido ninguno de estos cambios, es que no estás SUFRIENDO la crisis. Espero que, al menos, después de haber leído esto te des cuenta de que detrás de una mala situación hay unas consecuencias día a día, y que es ahí donde tienen que estar los amigos. No vale con decir ?joder, qué putada que te hayan echado del trabajo? y después añadir ?hace mucho que no sales, alguna cervecita todavía podrás permitirte, ¿no?, que tampoco son tan caras? Pues NO, no puedo, y si no eres capaz de entenderlo, no hay nada más que decir.
Comentarios (6) - Categoría: Política, leyes, y otras mentiras - Publicado o 01-09-2012 14:53
# Ligazón permanente a este artigo
CEPSA: HAGO ACLARACIONES
El 11 de julio publiqué un artículo acerca de la promoción de Cepsa. Ahora que ya tengo las cosas algo más claras quiero compartirlas para que a todos nos beneficie.

Según la web de Cepsa, dos de los trucos que yo comentaba quedan bastante aclarados y son los siguientes:
- La zona: para garantizar el precio más bajo de la zona, Cepsa se basa en el código postal. Si dentro de ese código postal no hubiese otro competidor, entonces tomará como referencia a las cinco gasolineras más cercanas en línea recta dentro de la provincia según sus coordenadas geográficas. Así que este punto, que era mi mayor duda en mi anterior artículo, queda claro.
- Devolución: no devuelven la diferencia de precio en producto ?como indica el anuncio- sino que al pasar la tarjeta ?porque tú vuelves? te dan esa diferencia en puntos descuento. Vale que se van acumulando y al final se convierten en carburante, pero no es lo mismo. Es decir, que si no tienes la tarjeta, no te vale de nada.

Pero a pesar de estas aclaraciones, todavía no tengo claro por qué en mi zona son los más caros. Desde que escribí el artículo anterior he seguido comprobando cada día el precio de Cepsa y el de Repsol (las dos de mi zona, según código postal) y Cepsa SIEMPRE es la más cara. Supongo que les dará lo mismo regalar algo de carburante teniendo en cuenta que si repostase allí les estaría dejando a ellos el dinero. Es decir, que es una manera de ganar clientes dando poco a cambio. Bueno, al menos dan algo a cambio.

Como ya dije la otra vez, es una pena que en mi zona no esté incluida la gasolinera Makro, de la compañía Shell, ya que a lo largo del año es el 95% de las veces más barata, y con diferencia. Así que seguiré acercándome por allí aunque tenga que hacer algún kilómetro más, ya que realmente me compensa.
Comentarios (0) - Categoría: De todo un poco - Publicado o 03-08-2012 15:17
# Ligazón permanente a este artigo
¡¡YA NO SOY CUTRE!!
¡Cómo me cabrea la hipocresía! En todas sus vertientes. La doble cara, la doble moral es algo que ni entiendo ni soporto. Seguro que al hablar de este tema te ha venido a la mente la imagen o el nombre de alguien porque los hipócritas nos rodean, en mayor o menor medida. Pero no te equivoques. No estoy hablando de esas situaciones en las que pones buena cara a gente que te cae mal para evitar males mayores. Por ejemplo, no cuenta el ámbito laboral o la cena navideña familiar ya que en estos casos suele ser mejor callar por dos motivos: para no crear conflictos evitables y ?lo más importante- para no tener malos momentos en la vida. En este artículo voy a hablarte de una hipocresía social que, como me ha tocado personalmente, me fastidia aún más.

Ya sabemos que la masa ciudadana, en todas sus clases sociales, se mueve por modas. Los ricos sobre todo, por no hablar de estilistas, decoradores y otra fauna parecida que se creen que son más listos que nadie por estar siempre al tanto de las últimas tendencias absurdas. ¿Y qué son las modas? Pues tan sólo cambios de opinión según nos lo dicten-ordenen. Lo que ayer no te gustaba, hoy te parece supercool. (hay que decirlo en inglés para molar más). Hoy dices que las mangas japonesas son horribles pero mañana te las pondrás in dudar porque? bueno, porque vuelven a estar de moda y encima te encantan. Pero lo peor es que te atreves a juzgar a los demás según te de el aire, y aquí en donde ?en mi opinión- empieza la hipocresía destructiva.

A lo largo de los años he sufrido la estupidez de la gente por culpa de las modas. Cada vez que me ?criticaban? por algo, yo les decía ?ya harás lo mismo que yo cuando la moda te lo mande?. Y no me equivocaba. Por ejemplo, siempre he llevado pantalones pitillo, siempre, incluso cuando volvieron a estar de moda ?por desgracia- los pantalones campana (esos de los que todo el mundo se reía cuando miraban fotos de los años 70). Por supuesto, todo el mundo tenía algo que decir al respecto: ?eso ya no lleva", ?los pantalones campana sientan mejor?, ?los pantalones pitillo no volverán a llevarse porque no molan ni favorecen?? y otras jilipoyeces similares. Yo les decía ?nunca me han gustado esos pantalones anchos y siguen sin gustarme por muy de moda que estén?. Yo no entendía cómo podían ponerse algo de lo que se habían estado riendo hasta un año antes, pero así son las modas. Mis gustos son firmes, no me los dicta nadie. ¿Quién lleva hoy en día pantalones campana? Nadie. ¿Quién los lleva pitillo? Pues yo? y el resto del mundo. De vez en cuando se lo recuerdo, pero paso de cebarme con el tema.

Mi reciente cabreo con las tendencias ?y que ha provocado este artículo- es un anuncio de la tele en el que sale Pau Gasol. El mensaje está muy bien: la comida que te sobre en un restaurante, llévatela a casa. Es una pena tirar la comida y, total, ya la has pagado así que aprovéchala. Lo que me ha fastidiado es que ahora es cool llevarte esa comida pero hasta hace poco me tachaban de cutre por hacerlo. Si, hace años que practico el ?no lo tiro? y mis amigos se reían mientras preguntaban ?pero ¿de verdad les vas a decir que te lo pongan para llevar?? Todos los restaurantes estaban preparados con envases para esa buena práctica, pero la gente pensaba que llevarte las sobras era de ¿pobres, cutres?? No lo sé. Ya ves cómo cambian las cosas. Sin pretenderlo he pasado de cutre a cool. ¡HIPOCRITAS!

En fin, ahora que ya me he desahogado un poco te dejo que reflexiones acerca del tema. No importa que sigas las modas, siempre que no te dediques a criticar y juzgar a los demás por no hacerlo. Me gustaría conocer tu opinión, así que no dudes en dejar un comentario.
Comentarios (0) - Categoría: De todo un poco - Publicado o 19-07-2012 20:31
# Ligazón permanente a este artigo
CEPSA Y SUS PROMOCIONES
Estos días, Cepsa está emitiendo un anuncio que es pa?echarse a reir. Nos dicen que garantizan el precio más bajo de la zona y, si no es así, nos devuelven la diferencia en carburante. Verás, me hace gracia porque cerca de mi casa hay tres gasolineras, dos de Respsol y otra de Cepsa, y el 95% de los días la más cara es Cepsa. La diferencia no es grande, a veces no llega ni a un céntimo, pero aún así su precio es más alto que el de las demás. Me he dado cuenta de que cada gasolinera tiene sus propios precios, aunque sean de la misma empresa, así que puede que en tu zona no ocurra lo mismo que en la mía.

Me imagino que el anuncio de marras no implicará que Cepsa sea realmente más barata, si no que con bajar un poquito la tercera cifra que le ponen a los céntimos ya cumplen. A mi sencillo entender esto tiene truco, como todas estas cosas. Y, en este caso, veo más de un truco.

El primero es el que te acabo de comentar. Si una gasolinera tiene el litro de carburante a 1,385 supongo que Cepsa lo pondrá a 1,381 y ya está. No creo yo que nos bajen el precio de manera significativa, aunque ojalá me equivoque. El segundo truco está en lo de la zona. ¿Cuánto es ?tu zona? para Cepsa? ¿Incluirá esa otra gasolinera que siempre es más barata? Y por otro lado, ¿cuántas gasolineras hay en tu zona? Es raro que haya más de una, así que no en muchas zonas tendrán que competir por precio con otras compañías, lo que les simplifica la promoción. Pero hay todavía un truco más. Supongamos que la otra gasolinera es un céntimo más barata. Cepsa dice que nos da esa diferencia del repostaje total en producto. Pero si echas cuentas, en un coche particular puede ser un total de 45 céntimos. ¿Cuánta gasolina son 45 céntimos? ¿Me lo añaden al próximo repostaje o tiene que ser en el mismo día? ¿Puedo acumular varios repostajes para que me compense? Habrá que preguntar en Cepsa y que nos lo expliquen bien. Si repostas una moto, la diferencia será realmente ridícula, sobre todo si no llega a un céntimo por litro.

Tanto ayer como hoy -por ponerte un ejemplo- en mi zona Cepsa sigue siendo más cara que Repsol, así que no entiendo la finalidad del anuncio. Tal vez intenten así que todo el mundo vaya a repostar allí, lo que les hace subir caja, pues aunque tengan que devolver cantidades ridículas de carburante ya se han quedado con tu dinero y aumentado la clientela.

Por el momento seguiré mirando en internet antes de salir de casa qué gasolinera está más barata, ya que no tengo mucho interés en estar volviendo a Cepsa a decirles que me deben unas gotas de gasolina.
Comentarios (1) - Categoría: De todo un poco - Publicado o 11-07-2012 18:15
# Ligazón permanente a este artigo
BREVE VIAJE A LISBOA
Si vas a bajar a Faro a la superconcentración motera a la que yo todavía no he podido ir, o si simplemente vas a cruzar la frontera portuguesa por placer o negocios, puede que te interese lo que te voy a contar hoy, sobre todo la primera parte, que es la información útil. Después va el relleno.

Por motivos que no vienen al caso he bajado hasta Lisboa por dos días con mi marido. Como el tiempo que íbamos a estar no era mucho, decidimos ir por carretera hasta Porriño (salíamos desde Coruña) y después coger autopista hasta Lisboa para aprovechar todas las horas posibles allí. Así que nos pusimos a buscar en internet dos informaciones imprescindibles: cuánto nos iba a costar y cómo conseguir el dichoso aparatito para los peajes. No te voy a poner el enlace de la web de autopistas portuguesas porque no nos sirvió de nada, pero en un foro alguien comentaba ?en el 2009- que de Valença a Lisboa (nuestro trayecto) le había costado unos 30?, así que ya teníamos una referencia. Respecto al dispositivo de los peajes vimos que se podían alquilar en un área de servicio por 6? más 27? de depósito que te devolverían al entregarlo. Así que ya teníamos la información que realmente necesitábamos. Ahora te voy a contar nuestra experiencia personal, por si te sirve de algo.

Como ya sabíamos que la gasolina está bastante más barata en España que en Portugal, repostamos en Coruña. Para que te hagas una idea, ese día el diésel estaba aquí a 1,26 y allí a 1,43 -casi nada-. Como creo que no hay nada útil que contar del trayecto hasta Porriño por carretera, voy directamente a lo importante. Una vez en la autopista tuvimos que parar en una máquina para coger el primer ticket del viaje. Al cabo de un rato nos paramos en el primer área de servicio que nos encontramos. Allí, una amable señorita nos explicó en un perfecto portugués hablado muy rápido y en voz muy baja que no tenían los aparatos, que era en el siguiente área de servicio (Coronado-Trofa es el nombre). Después intuimos que nos preguntaba a dónde íbamos y, al decirle nuestro destino, nos informó en el mismo perfecto, rápido y apenas audible portugués que no nos hacía falta alquilar nada ya que dicho dispositivo no era necesario en todas las autopistas, sólo en algunas. Así que seguimos viaje contentos de ahorrarnos 6? y un manual de instrucciones, además de la recarga, claro.

Sólo tuvimos que parar 4 veces en total durante todo el trayecto por autopista. La primera ?que ya he comentado- para recoger un ticket de una máquina. La segunda, para pagar 8,35? a una persona que nos cogió el ticket. La tercera, para coger otro ticket de otra máquina. Y la última para pagar 20,95? a una máquina que nos cogió el ticket. La verdad es que tan pocas paradas se agradecen porque no te hacen perder tiempo con tanto peaje. Pero entre eso y que todo son máquinas, los puestos de trabajo disminuyen mucho. Por eso preferí ?perder? un poco de mi tiempo eligiendo una cabina con persona, para que mantengan ese trabajo. Eso sí, a la vuelta no tuvimos opción de persona, pero tampoco teníamos billetes pequeños ni nos reconocía la tarjeta, así que nos tuvieron que emitir una factura que a saber si la podemos pagar en un banco portugués en Coruña. De no ser así, quedaremos como morosos, pero hasta Portugal no vuelvo sólo por pagarles. Si has echado cuentas, el trayecto nos salió en unos 30?, tal y como habíamos visto en internet. Hasta aquí la que ?en mi opinión- es la información útil y que agradeces que alguien te de cuando alguien sale al país vecino. Ahora va la de relleno, la que aunque nadie te cuente no te importa porque no es urgente, ni importante.

Si no hablas ni una palabra de portugués no pasa nada, no te morirás de hambre. Ellos entienden bastante bien el español aunque tú no les entiendas a ellos. Y si sabes algo de inglés, mejor. No sé si le pasará a todo el mundo, pero a mí se dirigía todo el mundo en inglés, ni siquiera en portugués por probar, no; primero en inglés y después en español al aclararles yo su error. Hablo perfectamente inglés, pero sólo lo usé allí con quien no me entendía en mi propio idioma.

Por motivos, otra vez, que no son relevantes para el caso que nos ocupa, nos alojamos en un hotel de 5 estrellas, rodeado de más hoteles caros y bancos y tiendas muy caras. Es decir, que sin pretenderlo fuimos a dar a una zona un poco pija. Esto quiere decir que por más que buscamos no encontramos una hamburguesería. Había bares y restaurantes, pero o no eran asequibles o no nos gustaba el menú. Tuvimos que bajar la calle hasta llegar la zona ?normal?. Allí encontramos un sitio en el que pagabas la comida al peso. Si, curioso pero cierto. Así que entramos confiando en que no nos saliese muy caro y acertamos. Tres platos de comida, dos bebidas y un gran pastel por 15?. No estuvo mal.

De vuelta al hotel descansamos, amortizamos la piscina y nos fuimos de turismo. Visitamos el museo del cine, no muy grande pero interesante, con un montón de cámaras y proyectores de cine muy muy antiguos. Gratuito. Seguimos de paseo por una alameda hasta llegar a un gran parque. Foto, foto, foto y a seguir buscando dónde cenar. Vimos una terraza en un primer piso donde había gente tomando algo. Dicha terraza era realmente un saliente en la fachada sin ningún apoyo en el suelo. Al acercarnos descubrimos que estaba sobre la entrada de un cine, pero un cine de esos de los de toda la vida, de los que ya no quedan con las taquillas fuera. Había un cartel con todas las pizzas que servían arriba, cada una con nombre de película y precio razonable, así que no buscamos más y subimos a cenar. La verdad es que estar cenando en esa mini-terraza sobre la calle en un cine clásico nos gustó. Además, las pizzas eran grandes y caseras, así que fue una buena elección.

No me voy a enrollar contándote las visitas turísticas del día siguiente con el viaje de vuelta, tal vez otro día. Sólo voy a añadir que lo que hayas oído de la mala conducción portuguesa se queda corto. Inlcuso en autopista son un peligro potencial real, así que mucha paciencia y mucho mucho cuidado, sobre todo si vas en moto.

Espero que lo que te he contado te sea útil, que para eso está internet, para compartir experiencias.
Comentarios (2) - Categoría: De todo un poco - Publicado o 07-07-2012 12:56
# Ligazón permanente a este artigo
MOTARD PADDOCK.COM
¿No te gustan las motos? ¿No has visitado nunca una tienda motera, ya sea física o en internet? Pues no te pierdas este artículo porque es perfecto para ti. Y si te apasiona el mundo motero también te va a interesar lo que te voy a contar porque nos vamos de compras. Así que si nunca has mostrado el más mínimo interés por las motos, te voy a poner fácil el hecho de encontrar el regalo ideal para esa persona a la que le encantan. Y para los moteros es obvio el por qué les va a gustar el tema de hoy.

Te voy a hablar de una tienda on-line. La dirección es www.motardpaddock.com . Hay dos motivos principales por los que prefiero esta tienda entre tantas de las que hay en internet. El primero es porque encuentro todo lo que necesito, no sólo en ropa y accesorios sino también en regalos, y esto no es nada fácil. El segundo motivo es porque tiene artículos de la marca Alma Motera, marca con diseños exclusivos y productos y camisetas diferentes para un regalo o un auto-regalo ?como ellos mismos dicen-. Alma Motera tiene su propia tienda on-line, pero ?como te he dicho- prefiero como primera opción la de Motard Paddock ya que en una sola tienda encuentro lo de las dos, lo que me ahorra tiempo.

Quiero añadir, y esto también es importante, que la atención al cliente es muy buena y que se esfuerzan en conseguir lo que necesitas, lo que me da más tranquilidad a la hora de la compra, ya que si no veo lo que necesito en su catálogo les puedo consultar y se moverán para dar con lo que quiero.

Así que ya sabes, si tienes que hacer un regalo original, de marca y a buen precio, si quieres tener una camiseta diferente, si necesitas renovar tu equipamiento? visita primero Motard Paddock. No te defraudará. Ya me contarás. V?sss y Ráfagas.
Comentarios (4) - Categoría: Mi moto y yo - Publicado o 17-06-2012 11:53
# Ligazón permanente a este artigo
ESCRIBIENDO UNA HISTORIA
?El día amaneció lluvioso, triste, como sin ganas de despertar, igual que ella?? No, este principio no me gusta, es demasiado lacónico. A ver, voy otra vez. ?Se despertó sin ganas, por obligación, como le pasa a todos los que trabajan por necesidad y no por vocación?. Si, así está mejor, veamos qué sale de aquí. Por norma general, no pienso en mis relatos como historias completas. Primero, tengo una imagen, una única escena global y a partir de ahí pienso en cómo empezar el relato. La primera frase puede ser la más difícil. Una vez que la tienes el resto surge con más fluidez, aunque no siempre es así. El caso es que como mis relatos nacen, como ya he dicho, de una imagen, cuando empiezo a escribir nunca sé qué va a pasar después, así que cuando escribo una historia ?no una opinión- lo hago por curiosidad, por lo mismo que leo las historias de otros. Es divertido. De hecho, cuando he empezado éste, mi intención era ir contando algo según se me iba ocurriendo, pero sin embargo aquí estoy diciéndote cómo funciona ?o cómo no funciona- mi mente para crear un relato, tema que no creo que tenga interés alguno excepto, tal vez, para otros escritores aficionados, como yo.

Así que, a estas alturas, todavía no tengo ni idea de quién es mi personaje, su edad, su estado civil, en qué trabaja, a qué hora se levanta? No sé nada, pero no importa. Lo iré descubriendo sobre la marcha. Seguramente, para los profesionales del sector esto sea algo impensable. Ellos suelen ser muy meticulosos, planificando el desarrollo de principio a fin, esquematizando los personajes, investigando previamente todo lo necesario? Y una vez que tienen todos esos datos bien organizados empiezan a escribir. Yo no. Y lo he intentado, de verdad, pero no es lo mío. Incluso al escribir novela, cada capítulo surge de improviso, por lo que no sé si va a aparecer algún personaje nuevo, o si va a suceder algo que dé un giro a la trama o que provoque una nueva situación.

Así que ya ves, empiezo a contarte algo para después irme por los cerros de Úbeda (by the Ubeda mountains). Si fuese una escritora reconocida, de prestigio, seguramente se diría de mí que tengo una creatividad particular, genial o ese tipo de cosas que se dice sólo de los artistas famosos. Pero por el momento, se supone que soy poco profesional, inexperta, etc. Me da igual, no tengo ninguna intención de cambiar mi manera de escribir porque sería como cambiarme a mí misma. Y eso no va a suceder.
Comentarios (1) - Categoría: De todo un poco - Publicado o 17-04-2012 22:26
# Ligazón permanente a este artigo
EL TROZO DEL PASTEL
Me asombran mis dotes de vidente. No es que yo lo sea, ni mucho menos, pero tantos aciertos desde hace tanto tiempo no deberían ser normales. Y digo que no ?deberían? porque lamentablemente en cuestión de política es muy pero que muy fácil adivinar lo que va a suceder. Si, la política es muy previsible. Qué pena.

Cuando Zapatero dijo que no iba a convocar elecciones anticipadas ya supe que no era cierto. Si una persona que ?en mi opinión- miente más que habla dice ?no? es que seguramente será ?si?. No me equivoqué. Y cuando las encuestas dieron por ganador a su rival pensé ?vaya, nos espera un 2012 lleno de huelgas y manifestaciones. A ver cuánto tardan los sindicatos en reclamar su trozo del pastel?. Y ya tú ves, lamentablemente no me he equivocado. Pero no me entiendas mal. Este filosófico y adivinador pensamiento no tiene nada que ver con si estoy a favor o en contra de la reforma laboral; reforma que, por cierto, no he leído ni en detalle ni a grandes rasgos. Ten en cuenta que acabo de escribir que ya lo había pensado antes de las elecciones generales. Y ten en cuenta también, y sobre todo, que he dicho ?reclamar su trozo de pastel?. Es decir, que sigo sin confiar en los sindicatos y, por lo acertado de mi predicción, tengo motivos para ello.

De este tema ya he hablado hace tiempo, lo sé. Pero es que me resulta tan divertido jugar a acertar estupideces políticas que no me puedo resistir a hacerlo públicamente esta vez. El gobierno anterior (me niego a llamarle ni socialista ni obrero) ya hizo una reforma vergonzosa que incluía algunos de los pocos puntos de los que he escuchado hablar?es imposible mantenerse totalmente ajena a ciertos temas-, a lo que podemos sumar la no crisis con ineptitudes evidentes. Pero a pesar de eso no había manera de que los sindicatos plantasen cara y tuvieran el valor suficiente para hacerle una huelga a un partido de izquierdas. Partido que, ahora ya se sabe mejor, les tenía bien alimentados. Lo triste es que la presión social les obligó a montar la parodia, con el permiso del mandamás, por supuesto, e hicieron una ¡sólo una! Huelga. Ya cuando escribí el otro artículo tenía muy claro que los sindicatos no estaban por la labor de defender al currito, si no que estaban intentando no saber ni de lejos qué es la crisis.

Por eso no me sorprende que los sindicatos se pongan a hacer ruido. No creo ni por una milésima de despistado segundo que les importe la reforma laboral; ni siquiera creo que hayan leído ni la portada. Pero lo que tengo claro es tienen miedo de perder su bien abultada nómina. Ya sé que muchos pensáis que es cuestión de ideología, que la derecha no va a pactar con la izquierda, y es muy bonito que tengáis pensamientos inocentes a vuestra edad, pero es que no cuela, de verdad. Para empezar, un sindicalista tiene que estar de mi parte, que pa?eso soy la clase obrera, sin importarle mi raza, credo o religión. Y mucho menos mi tendencia política. Pero hay una leyenda urbana que nos han grabado a fuego ?a unos más que a otros- que dice que como el sindicato defiende al obrero y los partidos de izquierdas también pues ya tienen que estar siempre de acuerdo. Mentiras. Cuando hablamos de política, y aquí incluyo a los sindicatos, tan sólo me viene tristemente la frase ?poderoso caballero es Don Dinero?. Estamos a merced de la avaricia, y lo peor es que hay quien todavía defiende a los avariciosos. Puede que ciertamente esta reforma laboral sea un asco que atenta contra la dignidad de los trabajadores, pero también atentaba la otra y no pasó nada. Y si en aquella única ocasión no le seguí el juego a los sindicatos, no lo voy a hacer ahora tampoco. Tal vez, sólo tal vez, cuando me digan que ya no hay liberados, ni sueldazos a costa del estado ni muchas otras vergonzosas cosas, me decida a darles el beneficio de la duda. Pero me temo que no va a ser así. Teniendo en cuenta que desde hace muchos años he oído historias en primera persona acerca de los desplantes y falta de interés de los sindicatos, y después los he sufrido en mis propias carnes, pues me va a resultar muy muy difícil volver a confiar en ellos.

Así que si hay una huelga general no la secundaré, y si hay manifestaciones no me uniré a la multitud. Por que hace tiempo que mis pensamientos ya no son inocentes en lo que a estos temas se refieren, lo cual es muy triste.
Comentarios (0) - Categoría: Política, leyes, y otras mentiras - Publicado o 01-03-2012 23:04
# Ligazón permanente a este artigo
POLÍTICOS: VUELTA A EMPEZAR
Por fin se acaba ya la campaña electoral. Por fin se acaban ya las promesas (¿mentiras?), los insultos, los reproches? además de un montón de gastos inútiles como mítines, banderitas, folletos, carteles, viajes? En fin, todo un despliegue de medios que no creo que nuestro país se pueda permitir pero que los partidos políticos creen imprescindibles para hacernos creer que tienen el poderío suficiente como para sacarnos de este pozo profundo en el que estamos y seguiremos estando durante bastante tiempo, gane el partido que gane.

¿El debate entre los dos líderes políticos principales? ¿Sus entrevistas? Pues no las he visto, porque no he querido y ya está. No han tenido el suficiente interés para mí. No creo ni que cambiasen mi opinión respecto a cómo está la situación ni que me aportasen nada nuevo en lo que a promesas y buenas intenciones se refiere. Tengo muy claro en cuál de esos dos candidatos no confío y tengo también muy claro que ninguno de los dos va a arreglar este desastre en dos días.

Es normal que el PP ?como el resto de partidos políticos- haga sus propuestas confiando en que van a funcionar. Es incluso realista que diga, como ha dicho, que hasta que no llegue al poder y vea cómo están las cuentas reales (no las que dice el PSOE) no podrá decir qué podrá hacer en ciertos temas. Pero también debería haber dicho que no pueden hacer milagros, que por muchas propuestas que hagan y buenas intenciones que tengan de cumplirlas ?cosa rara en los políticos- no van a solucionar todo este desastre en un año, es totalmente imposible. El 2012 volverá a ser un mal año, el paro seguirá con unas cifras altas (aunque ojalá me equivoque) y muchos otros asuntos seguirán igual de mal porque hace falta más de un año para ver resultados. Así que si gana el PP no esperemos milagros a corto plazo, porque es imposible.

Y qué decir del PSOE. Me hace gracia la estrategia de ?todo a 100? que han usado. Bueno, no sé si decir el PSOE o Rubalcaba, porque han dado la impresión de que no son lo mismo. Si te has fijado en la mayoría de los carteles, el nombre del candidato y de los lemas están muy grandes, pero el nombre del partido está más pequeñito. Por otra parte, se han esforzado exageradamente en no relacionar a Rubalcaba con Zapatero, como si no compartiesen partido ni manera de afrontar la situación, ni las propuestas de futuro? Eso si, ahí han estado Felipe González, Solchaga y otros antiquísimos miembros del partido. Tantos que no se si decir PSOE o PJOE (partido jurásico?), pero la camarilla actual apenas ha hecho acto de presencia, y cuando lo ha hecho ha dado la impresión de que se había pasado con el vinito del catering antes de salir a escena (me refiero a cierta mujer cuyo nombre no diré).

Bueno, esta estrategia tan pero tan cutre es una manera sutil de reconocer que en estos años la han pifiado pero bien. Sólo hay que recordar (los que tenemos memoria histórica de la buena) aquel debate pre-electoral entre Solbes y Pizarro en el que este último avisaba de la crisis mundial que se nos venía encima (no culpaba en absoluto al partido de su oponente) y de que otros países ya estaban tomando medidas ?al igual que ellos- por lo que había que prepararse para los malos tiempos. ¿Y qué respondió Solbes? Pues que todo eso era mentira, que España estaba y seguiría estando estupendamente, que al PP le gustaba asustar a los ciudadanos? Y la gente le creyó. ¿De verdad un partido que está intentando ganar unas elecciones va a contar mentiras del tipo ?cuidado que viene el lobo y estamos preparados para que no os coma?? Es absurdo, pero nos creemos lo que queremos creer, y así nos ha ido.

Así empezó aquella campaña electoral, con mentiras por parte del partido ganador, diciendo cada mes que estábamos saliendo ya de la crisis (no recuerdo cuántas veces he oído esa frase de boca de Zapatero). ¿Va a ser diferente esta vez sólo por cambiar de candidato? No me extraña que Zp se haya dedicado a otros menesteres durante esta campaña. Y qué decir de esos indecisos de los que tanto hablan. ¿De verdad hay tantos indecisos como dicen? La única indecisión que he oído ha sido del tipo ?no sé si votar en blanco o a cualquier mini-partido?, y esto ha salido de la boca de muchos ?repito- muchos socialistas con los que he hablado.

Yo sólo quiero lo mismo de siempre: que gane quien gane lo haga bien, que de verdad tenga intención de hacer algo bueno por el país y no sólo por su bolsillo y el de sus amigos, por favor, por favor. Llega un momento en el que ya da igual quien gane, lo realmente importante es que cumpla lo que pueda de sus promesas, porque nuestros trabajos, sueldos e hipotecas nos va en ello, compartamos o no con el ganador sus ideas políticas. Primero es nuestra situación y después nuestras ideas, al menos esa es mi muy personal opinión, siempre dentro de unos límites, por supuesto, que os conozco y enseguida me ponéis ejemplos extremos.

Y una última cosa, para no alargarme más. No seamos borregos, no votemos a un partido sólo por estar afiliados. Analizad a los que están al frente de vuestro partido, comprobar si realmente cumplen con el manual o si sólo están por sacar tajada.

Nos ?vemos? después de las elecciones? y durante los próximos 4 años. Suerte a todos, la vamos a necesitar con cualquier partido en el gobierno.
Comentarios (1) - Categoría: Política, leyes, y otras mentiras - Publicado o 18-11-2011 12:31
# Ligazón permanente a este artigo
SGAE: CÓMO ESTOY DISFRUTANDO
Por culpa de la Sgae he tenido que limpiar el suelo de mi salón. Por su culpa he tenido que hacer un poquito de ama de casa y ponerme a pasar el aspirador. Es que no quería estar tirada en el suelo partiéndome de risa y arriesgarme a pillar algo raro. No me diréis que lo que está pasando no es para troncharse, no sólo con una risa maliciosa del tipo ?jó**te?, si no también con carcajadas escandalosas de las de ?hay que ver qué graciosos son?. Si, porque ?aunque nos parezca increíble- todavía hay quien defiende al Teddy ese y quien no se explica a qué viene ese ?acoso y derribo?, como dijo uno el otro día, o quien todavía no da crédito a que dichas acusaciones puedan ser ciertas, como Alejandro Sanz o Dani Martín, que ahora dicen sentirse utilizados. Les llamaría pardillos y más cosas si no me arriesgase a una demanda, así que por si acaso no les digo nada.

Pero vamos a ver, que parece que Dios les dio un talento como compositores pero el resto de la inteligencia la olvidó, porque hay que ser mu?tonto mu?tonto para no ver lo que veíamos millones de españoles. ¿De verdad que no les pareció raro, ni un poquito siquiera, que el tal Teddy y compañía ganasen tantisísisisima pasta estando al frente de una sociedad como ésa? ¿Acaso los presidentes anteriores, desde el año de la fundación de la Sgae, han sido también tan supermillonarios? No lo creo. Al menos, si lo han sido, han sabido mantener una alta discreción al respecto.

Podría ser que al estar metidos entre tanto árbol no pudiesen ver el bosque que veíamos todos. También podría ser que mientras veían los billetes de 500 euros (esos que dicen que existen) no quisieran ver lo que se cocía ahí dentro. El caso es que por el estúpido motivo que sea, prefirieron hacer oídos sordos a lo que millones de personas reclamábamos, que era el ?acoso y derribo? ?usando sus palabras- que esa sociedad ha hecho contra nosotros, los que damos de comer a los ¿artistas?

El hecho es que cada vez que abren la boca me parto de risa, que cuando veo las imágenes de esa junta directiva tan nerviosa me troncho, que me van a salir agujetas hasta en los molares de tanto reírme? En fin, que por mí pueden quitar todas las series de tv porque los telediarios están últimamente mucho más interesantes a la par que divertidos. Y por mi parte QUE SUFRAN los implicados igual que sufrimos los demás cada vez que tarareamos en el ascensor, porque salgan absueltos o no, el mal rato no se lo quita nadie.

Y ya seguiré con el tema según vayan saliendo nuevos capítulos :)
Comentarios (2) - Categoría: SGAE - Publicado o 06-07-2011 21:26
# Ligazón permanente a este artigo
© by Abertal

Warning: Unknown: Your script possibly relies on a session side-effect which existed until PHP 4.2.3. Please be advised that the session extension does not consider global variables as a source of data, unless register_globals is enabled. You can disable this functionality and this warning by setting session.bug_compat_42 or session.bug_compat_warn to off, respectively in Unknown on line 0